Cada vez más hogares incorporan aparatos de climatización para intentar contrarrestar el molesto calor del verano, sobre todo en los lugares con un clima más seco. En este artículo te daremos una serie de consejos que te ayudarán a decidirte a la hora de comprar aire acondicionado.

Vaya por delante que estos consejos son válidos tanto para aquellos que buscan aparatos de aire acondicionado para el hogar, como para los que necesitan sofocar el calor en centros de trabajo como oficinas o pequeños negocios.

Para empezar diferenciaremos los tipos de sistemas de refrigeración más demandados. Los denominados como Slipt fijo o único se caracterizan por ser aires acondicionados baratos. Lideran actualmente las ventas y se componen de dos piezas comunicadas por un tubo. Una se sitúa en el interior del inmueble, bien sea en el techo o una pared, pero siempre en una zona alta. La otra pieza va en el exterior. También es posible adquirir varias unidades para el interior, con el fin de distribuir la refrigeración por varias estancias. En este caso los aparatos se denominan Multi slipt. Los fabricantes se afanan por producir unidades cada vez más modernas y silenciosas, además de darles una estética que combine lo mejor posible con el lugar dónde van a ser instaladas.

ClimatizaciónExiste otra manera de climatizar varias zonas del inmueble a la vez: el aire por conductos. Estaban de moda hace varias décadas y luego pasó al olvido. Últimamente parece que se su utilización vuelve a crecer, incluyendo la preinstalación en algunas obras nuevas. Están mucho más optimizados energéticamente y aparte de para refrigerar, también hace las funciones de calefacción. El aire va por conductos generalmente instalados en falsos techos. Es la solución más estética de todas, ya que normalmente sólo se dejan a la vista las rejillas por las que sale el aire. Su inconveniente principal es la instalación. Requiere obra si no se dispone de preinstalación, lo cual dispara el coste.

Otra modalidad en la que se interesan muchas personas es el aire acondicionado portátil. Son aparatos que no requieren instalación por parte de un técnico y se pueden mover de un lugar a otro sin problemas, lo cual es una gran ventaja frente a los Multi slipt. Además suelen ser menos ruidosos. Sin embargo el aire acondicionado portátil tiene desventajas importantes, como el mayor consumo eléctrico que producen y limitaciones más grandes en cuanto a potencia. Además el coste de estos aparatos en sí mismos, es elevado.

Resumiendo: antes de tomar la decisión final investiga bien lo que te ofrece cada fabricante. Como se suele decir, lo barato a veces sale caro. Pero no siempre ocurre así. Podemos encontrar aires acondicionados económicos y de garantías. El truco está en mirar varios distribuidores y comparar bien las especificaciones de cada aparato y preguntar por los costes adicionales como el transporte y la instalación. También es aconsejable no esperar al verano para comprarlo, ya que es la época del año en la que aumenta la demanda, y por tanto suben los precios.

Una vez nos hayamos decidido es importante elegir el emplazamiento correcto para el óptimo aprovechamiento de las frigorías, así como revisar la instalación periódicamente para mantenerla limpia. Debemos establecer una temperatura adecuada, que no suponga un cambio demasiado brusco entre el interior y el exterior. Así evitaremos afecciones de garganta y la factura será menos elevada.